Como hacer aceite de coco

Como hacer aceite de coco
No te olvides de votar por este post

¿Sabías que puedes hacer tu propio aceite natural de coco? Me complace informarte es sí es posible y más fácil de lo se piensa, solo necesitamos la fruta y un poco de tiempo, lo mejor de todo es que aprendiendo la técnica principal podemos preparar un producto de altísima calidad, incluso superior al que venden en los establecimientos comerciales que por lo general no es aceite de coco genuino.

Me ha ocurrido que cuando quiero comprar aceite de coco en los comercios leo la etiqueta y dice que contiene como primer ingrediente aceite mineral, esto es terrible porque el aceite mineral por lo general son aceites derivados del petrolato, perjudiciales para la piel. Es todo lo contrario al aceite vegetal que buscamos, porque el aceite natural de coco contiene muchas propiedades nutritivas para la piel, las uñas y el cabello.

Hoy aprenderemos a prepararlo nosotros mismos a partir de la fruta ¿no es genial? A mí me parece emocionante, ¡manos a la obra!

text.gif

Ingredientes 50 ml de aceite aproximadamente:

  • Un kilo de cocos secos.

sep1.gif

Procedimiento:

En primer lugar vamos a extraer el agua que contienen los cocos, para ello abrimos un orificio en el borde superior de los cocos con ayuda de un clavo, es fácil porque esa parte de la fruta es la más blanda y la cáscara de penetrar con facilidad.

Por el hoyo que hemos hecho sacamos el agua contenida y la reservamos, no la necesitamos para esta preparación así que podemos consumirla como queramos porque es deliciosa.

sep1.gif

Continuamos con único paso complicado de esta receta que es remover la cáscara de los cocos para quedarnos solo con la pulpa, no hay forma civilizada de hacerlo literalmente tenemos que dar un paso atrás en la cadena evolutiva y sentarnos en el piso a golpear los cocos con una piedra (solo bromeo) debe haber mejores técnicas para romper los cocos.

sep1.gif

Una vez que tengamos la pulpa con ayuda de un cucho para pelar vamos a eliminar la cáscara delgada que la recubre hasta quedarnos solo con la parte blanca.

Rallamos la pulpa usando un rallador de cocina.

sep1.gif

Ahora vamos a licuar la pulpa rallada con una taza de agua caliente por dos minutos, este proceso tiene la finalidad de extraer la mayor cantidad de aceites esenciales de la pulpa.

sep1.gif

Con un colador filtramos la preparación anterior, desechamos la pulpa y el resultado es lo se conoce como leche de coco.

sep1.gif

Nos disponemos a cocinar en un cacerola la leche de coco por aproximadamente 40 minutos a fuego medio, debe hervir bastante sin tapar la olla porque lo queremos lograr es que el agua se evapore y nos quede solo el aceite.

sep1.gif

Con el tiempo vamos a ver cómo cambia de color nuestro aceite, de blanco pasa a ser transparente y luego amarillo. Debemos tener paciencia y remover ocasionalmente con una cuchara de madera, el olor que desprende es realmente delicioso.

sep1.gif

Cuando veamos que el la cacerola el aceite se ha tornado de color amarillo lo retiramos del fuego, una vez a temperatura ambiente filtramos los sólidos para desecharlos y el resultado es nuestro aceite natural de coco para uso cosmético.

sep1.gif